ESPAÑOLES: “LA HUCHA DE LAS PENSIONES HA MUERTO”

Escribo mi primera línea de este post, y hago mi debut en el mundo del blog con tu lectura, agradeciéndote estimado lector que tras su compresión se lo reenvíes a tus amigos y conocidos. Si no lo entiendes o no te gusta no lo eches por favor en saco roto, reenvíaselo a aquellos amigos graciosos que “maldita sea su gracia” y devuélvele su presunto sentido del humor con esta fina ironía. A mí me haces un favor con su nueva publicación y al “amiguete” lo seguirás conservando en el apartado de “contactos” que el proveer nunca está de más.

ESPAÑOLES: “LA HUCHA DE LAS PENSIONES HA MUERTO”.

No, no saldrá ningún político como en aquel Noviembre de 1975 a anunciar su muerte. Entre otras cosas porque son responsables de su defunción y de no dejarle cumplir su mayoría de edad.

Nos cargamos el Fondo de Reserva, alimentado en la primera década del siglo XXI con los superávit de cotizaciones a la Seguridad Social originados en el “boom inmobiliario” que a su vez originó “otros boom” en diferentes sectores de la economía española, a la que las entidades bancarias, muchas de ellas dirigidas por los propios políticos, financiaron a muy bajo interés, con dudosas garantías de devolución y lo que es peor, para unas actividades económicas infladas desde el propio sector financiero.

Se produce la cuadratura del círculo, la hucha de las pensiones nutrida por la financiación bancaria posteriormente fallida llegó a tener 66.800 millones de euros y las aportaciones al rescate bancario sin saber si está totalmente concluido 62.000 millones de euros. El Fondo de Pensiones se ha evaporado, y la deuda bancaria asumida seguirá vivita y coleando generando intereses a pagar a la presente y futuras generaciones de españoles.

Se va a producir la máxima de las injusticias y habrá muchos españoles que pagarán a través de su cotización actual la pensión a los jubilados de hoy, más los intereses del rescate bancario, más un impuesto que se le ocurrirá a nuestros “fabulosos políticos” para complementar el importe actual y futuro de las pensiones, ¿a cambio de qué?, La respuesta tiene premio, a cambio “pimpollo” de que el día que nos jubilemos y dependiendo de nuestra edad actual cobremos el 90%,el 80%, el 70% o quizás menos del importe cotizado.

El 1 de Enero de 2.019 entra en juego “el primero de los recortes” el factor de sostenibilidad que va a tener en cuenta la esperanza de vida de los nuevos jubilados. A estos nuevos jubilados la reducción de sus pensiones por aplicación de este factor se estima en 7,20 Euros por cada 1.000. A aquellos que se jubilen en 2.030 la pérdida por cada 1.000 será de 80 Euros aproximadamente.Esto es sólo un propósito y el disparo de salida hacia nuevos recortes que vayan haciendo viable lo que quede del sistema.

Y es que a partir de 2.025 nos empezamos a jubilar los del “baby boom”, si los 14,5 millones que hemos nacido entre en 1957 y 1977 cuando la situación económica empezaba por fin a repuntar, y nuestros padres prefirieron procrear a seguir el poblado bigote de José María Íñigo en la UHF.

En el año 2.050 un tercio de los españoles tendrá más de 75 años, restando menores de edad y desempleados tendremos una cifra de casi un cotizante por cada jubilado. Como los medios tecnológicos lo permitirán, cada trabajador activo tendrá “apadrinado” un jubilado. Si tengo la fortuna de vivir y dado que siempre he sido muy educado, me imagino poniéndome en contacto con el “joven obligado benefactor” pidiéndole que se ponga la bufanda porque no veas la ola de frío, acordándome de las fechas señaladas para los correspondientes regalos de rigor y pidiéndole que deje de practicar “puenting”, que se va a partir la crisma y que si no piensa en él, que por lo menos se acuerde de los demás.

¡Ah por cierto!, que nadie se preocupe por nuestros políticos surgidos de 1.978 de la derecha y de la izquierda, esos si legislaron bastante bien su pensión de jubilación: “Que los recortes empiecen a afectar a las siguientes generaciones”, pensaron. Para esto sí fueron listos, además de tener bien engrasadas las puertas giratorias.

En fin, que sea con sentido de humor que la realidad en este campo será dura, pero porqué no, vivámosla con los deberes financieros hechos y asegurando en estos años en lo posible, nuestra jubilación futura. Es una de las razones fundamentales de la existencia de este blog.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .